Anuncio

Colapsar
No hay anuncio todavía.

PyD Horizontal 1

Colapsar

Restauración de caña de Greenhearth "The Loch Tay", by W. Robertson (Glasgow)

Colapsar
X
 
  • Filtrar
  • Tiempo
  • Mostrar
Limpiar Todo
nuevos mensajes

  • Restauración de caña de Greenhearth "The Loch Tay", by W. Robertson (Glasgow)

    ué tal amigos?. Esta infumable situación que vivimos nos invita a aproximarnos a lo que más amamos. Este año, después de muchos como puse en otro post, volví a los ríos patagónicos, a la mosca y a mi amor por los equipos antiguos.
    Hace años había conseguido una caña salmonera de Greenheart, de unos 15 pies, en estado original. “The Loch Tay”, es la denominación , y fue construida por W. Robertson, de Glasgow, Escocia, según lo que pude investigar en su momento, allá por 1880 … Hace 140 años.
    De las fotos se aprecia que está en buen estado general, pero le hace falta un poco de cariño. Ok, bastante.
    Con un poco de lo que sabía, más un poco de información específica de la web y mucho de la inestimable colaboración del forista Single Spey, que tuvo a bien darme toneladas de información y consejos sumamente precisos, emprendí la tarea.
    El Greenheart es una nobilísima madera tropical, proveniente de la zona de las Guyanas, extremadamente densa, dura, fuerte y aceitosa, muy resistente a la intemperie, con fibras muy largas. Debe ser maquinada con herramientas especiales y con gran cuidado para evitar la destrucción del grano. Además, resiste la mayoría de los insectos.
    Ideal para este tipo de cañas.
    Lo primero fue el stripping, o sea la remoción de pasahilos, enchufes, portareels y punteras, tomando debida nota de la posición de cada uno, contando las vueltas de los hilos, y guardando los clavos de bronce originales. Para remover los enchufes debí usar pistola de calor, pero muy juiciosamente, para destruir los restos de cola de pescado, filosa como vidrio en algunas partes. Como dato anecdótico, algunas zonas estaban suplementadas con hoja de papel manila, y otras con tiritas de periódico.
    Posteriormente, vino el lavado. Alcohol, virulana 0000, saturar la superficie, y pasadas largas, luego lavado con agua y jabón blanco. Eso removió todo resto de la goma laca original, hasta dejar la madera virgen. No podía dejar de sentirme algo profano, dado que en más de 130 años era el primero que accedía a lo que el artesano altamente calificado, tanto tiempo ha, había logrado con una técnica tan depurada.
    Es difícil para nosotros en estos días del CNC, de la impresión 4D, de las substancias sintéticas y del diseño asistido por ordenador, entender en toda su dimensión la habilidad y la depuración técnica y cualitativa lograda por nuestros predecesores, no solo en esto sino en tantas ramas del arte.
    Estamos hablando de un artículo no solo bello estéticamente, sino esencial y necesariamente funcional (el salmón era parte fundamental en la dieta estacional de los habitantes de las Highlands, de lo que se sigue que más que un objeto de esparcimiento o diversión, era una herramienta de trabajo que debía ser idónea para proveer el sustento). Debía soportar las tensiones del lanzamiento y del play de la captura, variaciones de temperatura y humedad, algo de maltrato desde luego… A la vez, debía ser equilibrado, tener lo que ahora llamamos ergonomía, ese extraño hermanamiento biomecánico entre la cosa y la persona usuaria …
    Así, el perfil del torneado era precisamente diseñado para reunir la máxima fortaleza y precisa elasticidad, con el mejor confort. La máquina es maravillosa, pero solo el buen saber artesanal pone alma y el toque de vida. Como bien se dijera alguna vez, allí donde la obra de la Naturaleza ha sido, quizá, imperfecta, está el arte del hombre para completarla.
    Pues bien, secada nuevamente, llegó el momento de rearmar. La alineación de los enchufes es algo delicado, necesitaba una superficie absolutamente lisa de unos 4,50 m. La encontré en los pasamanos de la escalera del edificio donde vivía. Una vez pulido el interior de bronce y desengrasado, repetidas veces ensayé el procedimiento antes de ejecutarlo. Generosas dosis de epoxi de uso en aeromodelismo, de origen americano, que ya había utilizado para restaurar la Heddon de bambú, cuidado, correcciones y esperar.
    Sigue la otra etapa… el lustrado con goma laca. Esta técnica, que consiste esencialmente en utilizar la secreción de un insecto presentada en escamas disuelta el alcohol, es antiquísima, y da un resultado bellísimo a la madera, si bien algo efímero, pero a la vez fácil de reponer.
    Era lo tradicional y a eso iba. El espíritu de una restauración, en mi concepción, es mantener el artefacto lo más original posible, respetando estrictamente su espíritu original y reemplazar partes o técnicas solo en la medida de lo necesario (cola de pescado… dónde consigo? ).
    El sellado de los poros con piedra pómez, preferí reemplazarlo con el sellado a la goma laca. Ignoraba si originalmente se había utilizado, no parecía por el pequeño grano de la madera. Además, esta requiere humectación periódica (en invierno, las cañas se guardaban en cottages, en contacto con el aire húmedo), de allí el tipo de laca utilizado y el aceite de lino, que permite el paso de la humedad, para la terminación.
    Luego del sellado, las interminables manos de goma laca, pasadas con muñequilla de tela de algodón, llegué a dar unas 20. El resultado ya se iba insinuando, cada mano de goma laca se disuelve parcialmente con la anterior, superponiéndose homogéneamente, restituyendo el brillo original, a la vez que confiere protección.
    Finalmente, la anteúltima parte del proceso, el alcoholado, consistente en ir variando progresivamente la concentración de alcohol en la mezcla para eliminar excedentes y dar el brillo superficial característico.
    Ahora venía la reinstalación de portareel, pasahilos, sujetadores y puntera, todo debidamente pulido y lustrado. Para ello, había comprado en Ebay un lote de hilos de seda antiguos, entre los que había una buena dotación del de color marrón que correspondía al original y del mismo grosor medido al micrómetro. Un pasahilos roto fue reconstruido con alambre de bronce comprado en la calle Libertad, y llevado con lija al calibre imperial adecuado. Clavitos partidos, reemplazados con otros de bronce conseguidos en Ga-ta, y llevados a la medida con el Dremel.
    Entiendo que quizá habría quedado mucho mejor de color negro, o tal vez rojo oscuro. Pero me mantuve en la idea de devolver a la caña su esplendor original, en todo sentido.
    Una vez hecho esto, atados con la exacta cantidad original de vueltas, les di unas manos de goma laca, y luego de un tiempo prudencial, empezaron las manos de aceite de lino cocido. Las capas fueron muchas, no recuerdo cuántas.
    La caña estuvo lista con aspecto similar al de las siguientes fotos, y la llevé al Garage sale de fines de 2012. Allí la probamos con una línea 6 (entre una 5 una 7 actuales, son los números adecuados), y se comportó … muy bien!.
    Nunca la pude usar para pescar, como puse más arriba, recién en este año me pude reencontrar con la pesca.
    Este es el aspecto cuando la recibí:
    Archivos Adjuntos
    Solo se vive una vez.

  • #2
    Este es el estado actual, luego de la periódica mano de aceite de lino y sin lustrar (tenía fotos más decentes, pero no sé qué pasó, se me borraron, sorry). El reel pienso restaurarlo próximamente. La bolsa lamentablemente está inutilizable. Se desgarra sin esfuerzo, y libera fibrillas que se pegan a la caña.
    Archivos Adjuntos
    Editado por última vez por Toyotero; https://www.pescaydevolucion.com/member/135-toyotero en 24-05-20, 18:54:45.
    Solo se vive una vez.

    Comentario


    • #3
      Te Felicito !!! pusiste en valor una obra de arte..

      Comentario


      • #4
        Hermoso trabajo de restauración! Aplausos!

        Me llamó mucho la atención la pieza de alambre en forma de lazo en los enchufes.. ¿Que función tiene?
        ...
        ...
        Se me ocurre una función después de mirarlo un rato, pero solo estoy adivinando... Puede ser que sea para atar/empatillar la unión de los tramos

        Saludos

        Comentario


        • #5
          Gracias! Entiendo lo mismo que vos. Por la alineación, especialmente y fustazo que impulsa la línea.
          Solo se vive una vez.

          Comentario


          • #6
            ¡ volviste son todo ! .Tu pasión por restaurar la caña es envidiable. Ese relato hasta tiene suspenso... Por momentos me hiciste retroceder a mi infancia cuando visitaba a mi viejo en su ebanisteria de la Av Cabildo, alla por los 50. El olor a la cola de pescado en Baño Maria permanente y los paquetes de escamas.. El aceite de lino para los muebles de cedro, y el lustrador: un lituano recien emigrado que se pasaba toda la jornada con la goma laca lustrando a muñeca.

            Comentario


            • #7
              Me alegro que les guste. Es un montón de trabajo pero no me pesó... Al contrario diría... Joaquín... Qué profesión noble la de tu padre... Como dijo Fonrouge en Horizontes Verticales en la Patagonia... Tan noble como el material que trabaja!
              Solo se vive una vez.

              Comentario


              • #8
                TREMENDO!!!
                Y eso que es un trabajo viejo en el tiempo, pero muy bien por contarlo!
                Si se puede, de donde obtuviste esta reliquia?
                Y se ve lo distintivo de la madera, de ninguna manera parece bamboo, para cualquier neófito nos parece una buena madera de las que usamos en los muebles! jaja
                Ahora, menos mal que volviste a la pesca, esa vara no puede seguir guardada sin pescar, así que espero que la prox temp puedas doblarla con un pez.
                Tu post es excelente, el detalle histórico y del laburo que hiciste, es de primera!
                Abrazon.
                La belleza de la pesca no está en lo que se pesca, sino en la experiencia...

                Es todo “Bullshit”, nada de eso existe... (Henrik Mortensen)

                Comentario


                • #9
                  Hola Claudio, muchas gracias! La compré en Ebay, allá por 2011. Me gustaría probarla en la boca del Chimehuin. Fue lo primero que pensé cuando volví!
                  Solo se vive una vez.

                  Comentario


                  • #10
                    EBay! seguro que a buen precio, porque pocos se interesan en algo de más de 100 años!
                    Y me parece una excelente elección, esa vara en los Bushes va a nadar muy bien!
                    La belleza de la pesca no está en lo que se pesca, sino en la experiencia...

                    Es todo “Bullshit”, nada de eso existe... (Henrik Mortensen)

                    Comentario


                    • #11
                      No te quiero mentir, no me acuerdo mucho, pero creo que fue entre 150 y 200 usd. Seguro no más de eso. No obstante, suelen ser un viaje a lo desconocido. Es muy importante que no hayan estado por ejemplo, en ambientes calefaccionados, eso las reseca casi sin remedio y las inutiiliza. Quedan para exhibición nomás. Otra es el fighting butt, es de caucho natural. Muchas veces está rajado, reseco.
                      La vara es dúctil, se dobla por su propio peso, y en las manos se diluye la impresión de masividad por el equolibrio.
                      Voy a tratar de hacer unos videos o fotos.
                      ?????
                      Solo se vive una vez.

                      Comentario


                      • #12
                        https://m.youtube.com/watch?v=nimE3BXX7jc

                        A ver si funciona. Mil disculpas por el desorden pero con el tema de los exámenes on line tuve que tirar unos cables a las apuradas.
                        Trato luego de que se seque el pasto accionarla más enérgicamente. Acá estoy muy limitado.
                        Solo se vive una vez.

                        Comentario


                        • #13
                          Se ve bien, una manteca... jajaja, lo que debe rollear eso!
                          La belleza de la pesca no está en lo que se pesca, sino en la experiencia...

                          Es todo “Bullshit”, nada de eso existe... (Henrik Mortensen)

                          Comentario


                          • #14
                            Acá encontré una foto del estreno en seco, en diciembre de 2012 en el Garage Sale. Es la que está en segundo plano. No recuerdo qué línea le había puesto. Por el color y el reel parece una Río de Spey.
                            Archivos Adjuntos
                            Solo se vive una vez.

                            Comentario


                            • #15
                              Felicitaciones por esa joya y el excelente trabajo de restauración.

                              Comentario

                              PyD Horizontal 2

                              Colapsar
                              Trabajando...
                              X